Antiguamente hacíamos en casa el salpicón con centolla, langosta y otros bichos: eran otros tiempos. Ahora palitos de cangrejo, y va que chuta. Eso sí, la receta es la misma y el sabor no os creais que desmerece.

Salpicon de palitos

Necesitas:

  • Como 20 palitos de cangrejo. En las tiendas de La Sirena hay también una imitación de langosta que sale buenísima.
  • 1 cebolla
  • Gambas opcionales. Valen las congeladitas: más que nada son para que entre por los ojos.
  • 2 huevos duros
  • Pimiento colorao (1 lata)
  • Perejil, sal, pimienta, aceite y vinagre

Facilísimo:

Plis: Descongelados los palitos (que si no están muy duros de roer) se cortan en cachos como de 1/2 cm. y un par de ellos absolutamente desmenuzados. La cebolla se pica hiperfina (ideal en picadora) y se hacen mistos también los huevos y el pimiento. Si tienes gambas u otro marisco déjalo entero: que se vea el poderío.

Plas: En un vaso se mezcla el perejil, una pizca sal y un tercio de vinagre por dos de aceite, se menea bien y listo.

Y ya está. Se junta todo y a comer. Está más rico de un día para otro (o es que al día siguiente siempre tengo más hambre, yo qué sé)